post

Dr Gabriel Quesada

1) ¿Qué es el glaucoma?

El glaucoma también denominado hipertensión intraocular es una enfermedad de los ojos que puede causar la pérdida de la visión. Ocurre como resultado de acumulación de líquido en el globo ocular. Imagínese que la parte de adentro de su ojo es como un lavamanos con la llave siempre abierta y el desagüe siempre abierto. Como el agua dentro del lavamanos, el líquido dentro de su ojo se mueve hacia adentro y hacia afuera. El líquido alimenta el ojo y lo mantiene saludable. Después de que el líquido circula éste se vacía a través de un desagüe en la parte frontal del ojo. En las personas con glaucoma el desagüe en el ojo está bloqueado y el líquido no puede salir del globo ocular. En cambio, el líquido se acumula y ocasiona un aumento de la presión en el ojo; por lo general se presenta después de los 40 años, aunque existen diferentes tipos que pueden afectar a otras etapas de la vida.

2) ¿Qué es el nervio óptico?

El nervio óptico está compuesto por más de un millón de fibras nerviosas, que conectan la retina al cerebro. La retina es el tejido sensible a la luz, situado en el fondo del ojo. Es necesario tener un nervio óptico saludable para tener buena visión.

3) ¿Cómo afecta el glaucoma del ángulo abierto al nervio óptico?

En la parte delantera del ojo existe un espacio llamado cámara anterior. Un líquido claro entra y sale continuamente de este espacio, alimentando los tejidos a su alrededor. El líquido sale de la cámara anterior a través del ángulo abierto donde se unen la córnea y el iris. Cuando el líquido llega al ángulo fluye a través de una red o malla esponjosa, parecida a un colador, y entonces sale del ojo.

A veces, cuando el líquido llega al ángulo, pasa muy lentamente a través de esta malla esponjosa. Al acumularse este líquido, la presión dentro del ojo aumenta hasta llegar a un nivel en que puede dañar al nervio óptico. Cuando el nervio óptico se daña por el aumento de la presión, puede causar glaucoma de ángulo abierto y pérdida de visión. Por eso es importante controlar la presión dentro de los ojos.

4) Si tengo elevada la presión del ojo, ¿significa que tengo glaucoma?

No necesariamente. La presión elevada dentro del ojo significa que tiene el riesgo de desarrollar glaucoma pero no significa que tenga la enfermedad. Una persona solamente tiene glaucoma si tiene daño en el nervio óptico. Si usted tiene elevada la presión del ojo, pero no tiene daño en el nervio óptico, usted no tiene glaucoma. Sin embargo, usted corre el riesgo de desarrollarla.

5) ¿Puedo desarrollar glaucoma si tengo elevada la presión del ojo?

SI, aunque no necesariamente. No todas las personas que tienen la presión elevada del ojo desarrollan glaucoma. Algunas personas pueden tolerar la presión elevada en sus ojos mejor que otras. Asimismo, un cierto nivel de presión puede ser alta para una persona pero normal para otra.

El que usted desarrolle glaucoma dependerá del nivel de presión que su nervio óptico pueda tolerar sin que se dañe. Este nivel es diferente para cada persona. Por eso es muy importante que se haga un examen completo de los ojos con dilatación de las pupilas y medición del Campo Visual.

6) ¿Puedo desarrollar glaucoma sin que aumente la presión en mis ojos?

Sí. El glaucoma se puede desarrollar sin que aumente la presión dentro de los ojos. Este tipo de glaucoma se llama glaucoma de baja tensión o de tensión normal. No es tan común como el glaucoma de ángulo abierto.

7) ¿Quién corre el riesgo de desarrollar glaucoma de ángulo abierto?

Cualquier persona puede desarrollar glaucoma, pero algunas personas corren más riesgo que otras.

Estas personas incluyen:

•Mayores de 40 años, en especial la raza negra.
•Todas las personas mayores de 60 años, especialmente los latinoamericanos.
•Las personas con familiares que han tenido glaucoma.
Un examen completo de los ojos con dilatación de las pupilas puede revelar otros factores de riesgo, por ejemplo, si tiene la presión del ojo elevada, si la córnea está muy fina, o si el nervio óptico es anormal. Para algunas personas que tienen ciertas combinaciones de estos factores de riesgo, la medicina en forma de gotas para los ojos reduce casi a la mitad el riesgo de desarrollar glaucoma.

8 ) ¿Cuáles son los síntomas del glaucoma?

El glaucoma es “el ladrón silencioso de la visión” pues al principio NO da síntomas, cuando ya esta avanzado podemos presentar:
•Dolor de cabeza o Cefaleas
•Dolor del ojo
•Aumento de la presión intraocular
•Alteraciones de la visión
•Disminución progresiva de la vista
•Nauseas
•Vómitos
•Mareo
•Malestar general
•Dilatación moderada de la pupila
•Dolor intenso de la mitad del cráneo y mitad de la cara, especialmente al presionar el ojo
•Molestias frente a la luz (Fotofobia)
•Aumento del diámetro de la cornea
•Aumento de la presión dentro del ojo

9) ¿Cómo se detecta el glaucoma?

El glaucoma se detecta a través de un examen completo de los ojos que incluye:

•Prueba de agudeza visual.
•Prueba del campo visual. Esta prueba mide su visión lateral (periférica). Ayuda a determinar si usted tiene una pérdida en la visión lateral, una señal de glaucoma.
•Examen con dilatación de las pupilas. Para dilatar o agrandar las pupilas, y poder evaluar con un lente de aumento especial para examinar la retina y el nervio óptico para ver si hay señales de daño u otros problemas de los ojos. Después del examen, su visión de cerca podrá permanecer borrosa por varias horas.
•Tonometría. Se utiliza un instrumento para medir la presión del ojo.
•Paquimetría. Se aplica una gota en el ojo para adormecerlo. Usamos un instrumento de ondas ultrasónicas para medir la densidad de la córnea.
.Tomografía Optica Coherente (OCT). Estudio tomográfico y anatómico del nervio óptico.

10) ¿Se puede curar el glaucoma?

No, no hay cura para el glaucoma. La visión que se pierde por la enfermedad no se puede recuperar.

11) ¿Se puede tratar el glaucoma?

Sí. El tratamiento inmediato en la primera etapa del glaucoma de ángulo abierto puede demorar el progreso de la enfermedad. Por eso es muy importante que el glaucoma se diagnostique a tiempo.

El tratamiento para el glaucoma incluye medicamentos, cirugía láser , cirugía convencional o una combinación de cualquiera de estos métodos. Aunque estos tratamientos pueden proteger la vista que le queda, no mejoran la vista que ya haya perdido por el glaucoma.

Medicamentos. Comúnmente los medicamentos, sea en forma de gotas para los ojos o de pastillas, se usan primero para tratar el glaucoma. Algunos de estos medicamentos hacen que el ojo produzca menos líquido. Otros medicamentos ayudan a drenar el líquido del ojo bajando así la presión del ojo.

Antes de que comience el tratamiento para el glaucoma, infórmenos si está tomando otros medicamentos. Algunas veces las gotas de los ojos pueden interferir con la manera en que los otros medicamentos funcionan.

Los medicamentos para el glaucoma se toman o se usan una vez al día, en algunas ocasiones pueden usarse más veces. La mayoría de las personas no tiene problemas con el tratamiento. Sin embargo, algunos medicamentos pueden causar dolores de cabeza u otros efectos secundarios. Por ejemplo, las gotas para los ojos pueden causar ardor, quemazón y enrojecimiento de los ojos.

Hay muchos medicamentos disponibles para tratar el glaucoma. Si usted tiene problemas con uno, avísenos. Puede haber un tratamiento diferente ya sea cambiando la dosis o usando un nuevo medicamento.

Ya que el glaucoma frecuentemente no tiene síntomas, algunas personas pueden estar tentadas a dejar de tomar sus medicamentos o simplemente se olvidan de hacerlo. Es necesario que continúe usando las gotas o tomando las pastillas mientras que éstas le sigan ayudando a controlar la presión del ojo. El uso regular es muy importante.

Trabeculoplastia con láser. La cirugía láser, o trabeculoplastia con láser, ayuda a que drene el líquido del ojo. En muchos casos, usted tendrá que seguir usando medicamentos para el glaucoma aún después de hacerse esta operación.

La trabeculoplastia con láser se realiza en el consultorio. Antes de la cirugía, le pondrán unas gotas para adormecerle el ojo. Un rayo de luz de alta intensidad es dirigido a un lente y éste se refleja en la malla dentro del ojo. Usted podrá ver destellos de luces verdes o rojas. El láser hace varias quemaduras a distancias iguales, que agrandan las aperturas de filtración en la malla. Esto ayuda a mejorar al drenaje del líquido del ojo.

Como cualquier cirugía, la cirugía láser puede tener efectos secundarios como la inflamación. Podemos recetar unas gotas para llevar a casa para el dolor o la inflamación dentro del ojo. Usted deberá hacer varias visitas de seguimiento para vigilar la presión del ojo.

Si usted tiene glaucoma en los dos ojos, solamente se le tratará un ojo a la vez. La cirugía láser de cada ojo se hace con varios días o semanas de diferencia.

Los estudios demuestran que la cirugía láser es muy eficaz para reducir la presión en algunos pacientes. Sin embargo, los resultados de la cirugía pueden desaparecer con el tiempo.

Cirugía convencional. En la cirugía convencional, se hace una nueva apertura para que el líquido pueda salir del ojo. La cirugía convencional generalmente se hace cuando los medicamentos y la cirugía láser no han podido controlar la presión del ojo.

Antes de la cirugía, le darán medicamentos para ayudarle a relajarse. Se implantará un pequeño dispositivo para crear un nuevo canal por el cual drene el líquido del ojo.

Durante varias semanas después de la cirugía, usted deberá ponerse unas gotas en los ojos para evitar la infección y la inflamación. Estas gotas son diferentes a las que usaba antes de la cirugía.

Al igual que con la cirugía láser, la cirugía convencional se hace en un solo ojo a la vez. Generalmente las cirugías se hacen con un período de cuatro a seis semanas de diferencia entre una y otra.

La cirugía convencional es eficaz en un 60 al 80 por ciento para reducir la presión del ojo. Sin embargo, si la nueva apertura para el drenaje se obstruye, tal vez sea necesaria una segunda operación. La cirugía convencional es más eficaz si usted no ha tenido ninguna operación previa de los ojos, tal como una operación de cataratas.

En algunos casos, la visión no será tan buena como lo era antes de la operación. La cirugía convencional puede causar efectos secundarios incluyendo cataratas, problemas en la córnea, e inflamación o infección dentro del ojo. La acumulación del líquido en el fondo del ojo puede hacer que algunos pacientes vean sombras.

12) ¿Cuáles son algunos de los otros tipos de glaucoma?

El glaucoma del ángulo abierto es el tipo más común de glaucoma. Algunas personas tienen otros tipos de la enfermedad.

En el caso del glaucoma de baja tensión o de tensión normal, existe un daño en el nervio óptico y en la visión lateral en personas que tienen una presión normal del ojo. Si se reduce con medicamentos la presión del ojo por lo menos en un 30 por ciento, se puede detener la enfermedad en algunas personas. En otras personas, el glaucoma puede empeorar a pesar de tener la presión baja.

Es importante determinar su historia médica completa para identificar otros factores potenciales de riesgo que contribuyen al glaucoma de tensión baja, como la baja presión sanguínea. Si no se identifica ningún factor de riesgo, las opciones para los tratamientos para el glaucoma de baja tensión son las mismas que para el glaucoma de ángulo abierto.

En el glaucoma de ángulo cerrado, el líquido en la parte delantera del ojo no puede llegar al ángulo para salir del ojo, ya que parte del iris bloquea el ángulo. Las personas con este tipo de glaucoma tienen un aumento repentino en la presión del ojo. Los síntomas incluyen un dolor severo y náusea, así como enrojecimiento del ojo y visión borrosa. Si usted tiene estos síntomas, debe buscar tratamiento de inmediato. Esta es una emergencia médica. Sin tratamiento médico para mejorar el flujo del líquido, usted puede perder la vista en ese ojo en uno o dos días. Generalmente, con un tratamiento rápido de cirugía láser y medicamentos, se puede despejar el bloqueo y proteger la visión.

En el glaucoma congénito, los niños nacen con un defecto en el ángulo del ojo que demora el drenaje normal del líquido del ojo. Estos niños generalmente tienen síntomas que se pueden notar fácilmente como los ojos opacos, sensibilidad a la luz y lagrimeo excesivo. Generalmente el tratamiento que se recomienda es la cirugía convencional porque los medicamentos pueden tener efectos desconocidos en los bebés y pueden ser difíciles de administrar. La cirugía es segura y eficaz. Si se realiza la cirugía a tiempo, estos niños generalmente tienen una excelente oportunidad de tener buena visión.

Los glaucomas secundarios se pueden desarrollar como resultado de complicaciones de otros problemas médicos. Estos tipos de glaucoma a veces son asociados con la cirugía de los ojos, las cataratas avanzadas, las lesiones en los ojos, ciertos tipos de tumores del ojo o la inflamación del ojo (uveítis). El glaucoma pigmentario ocurre cuando partículas del pigmento del iris se desprenden y bloquean la malla, haciendo que el líquido del ojo drene más lentamente. El glaucoma neovascular es un tipo de glaucoma muy severo que está relacionado con la diabetes.

Las drogas corticoesteroides, que se usan para tratar las inflamaciones de los ojos y otras enfermedades, pueden precipitar el glaucoma en algunas personas. El tratamiento incluye medicamentos, cirugía láser o cirugía convencional.

13) ¿Qué puedo hacer si por causa del glaucoma ya he perdido parte de mi visión?

Debemos considerar la educación en baja visión.

14) ¿Qué investigaciones se están realizando?

Hay diferentes instituciones, laboratorios y experiencias clínicas que están siendo tomadas en cuenta todos los días, siendo el glaucoma una de las áreas de investigación más importantes en medicina.

15) ¿Qué puedo hacer para proteger mi vista?

Si usted está tomando medicamentos para el glaucoma, asegúrese de tomar los medicamentos todos los días y de visitarnos regularmente.

Usted también puede ayudar a proteger la visión de su familia y de sus amigos que pueden correr riesgo del glaucoma. Aconséjeles que se hagan un examen completo de los ojos con dilatación de las pupilas por lo menos una vez cada año. Recuerde: Bajar la presión del ojo en las primeras etapas del glaucoma, detiene el progreso de la enfermedad y ayuda a proteger la vista.

16) ¿Qué debería preguntar en mi consulta?

Usted se puede proteger contra una pérdida de visión manteniendo una buena comunicación. Háganos las preguntas y obtenga la información que usted necesita para protegerse usted y su familia de las enfermedades de los ojos.

¿Cuáles son algunas de las preguntas que debo hacer?

Sobre mi enfermedad de los ojos u otro problema relacionado…

•¿Cuál es mi diagnóstico?
•¿Qué causó este problema?
•¿Cómo se puede tratar este problema?
•¿Cómo puede este problema afectar mi visión ahora y en el futuro?
•¿Debo estar pendiente de algún síntoma en particular y avisarle si ocurriese?
•¿Debo cambiar algo en mi estilo de vida?
Sobre mi tratamiento…

•¿Cuál es el tratamiento adecuado?
•¿Cuándo empezaré mi tratamiento y cuánto tiempo durará?
•¿Cuáles son los beneficios de este tratamiento y cuánto éxito suele tener?
•¿Cuáles son los riegos y los efectos secundarios asociados con este tratamiento?
•¿Hay alguna comida, medicamento o actividad que debo evitar mientras esté siguiendo este tratamiento?
•Si mi tratamiento incluye tomar medicamentos, ¿qué debo hacer si se me olvida una dosis?
•¿Hay otros tratamientos disponibles?
Sobre mis exámenes…

•¿Qué tipo de exámenes me van a hacer?
•¿Qué resultados debo esperar de estos exámenes?
•¿Cuándo me darán los resultados?
•¿Qué tengo que hacer en particular para prepararme para algunos de estos exámenes?
•¿Cuáles efectos secundarios o riesgos tienen estos exámenes?
•¿Necesitaré pruebas adicionales en el futuro?
Otras sugerencias

•Tome notas o pídale a un familiar o amigo que lo haga.

Hoy, los pacientes juegan un papel más activo en el cuidado de su salud. Sea un paciente interesado con relación al cuidado de sus ojos

17) ¿Cómo debo usar las gotas para el glaucoma?

El uso adecuado del medicamento para el glaucoma puede mejorar su eficacia y reducir el riesgo de efectos secundarios. Para aplicarse correctamente las gotas, siga los siguientes pasos:

•Primero, lávese las manos.
•Sostenga la botella boca abajo.
•Incline su cabeza hacia atrás.
•Agarre la botella con una mano y colóquela lo más cerca al ojo que le sea posible (sin tocar el ojo).
•Con la otra mano, hale el párpado inferior hacia abajo. Esto le formará un saco.
•Aplíquese el número de gotas que le recetaron en el saco del párpado inferior. Si usted está usando más de una gota, asegúrese de esperar por lo menos cinco minutos antes de aplicar la segunda gota (siga los mismos pasos anteriores).
•Cierre su ojo o presione el párpado inferior ligeramente con su dedo por lo menos un minuto. Cualquiera de estos pasos le ayudarán a mantener las gotas dentro del ojo, evitando que drenen por el conducto lagrimal y así disminuyendo el riesgo de tener efectos secundarios.

18) Resumen

El glaucoma es una enfermedad de los ojos bastante grave que puede llegar a causar la ceguera si no se detecta ni se trata a tiempo.

La mejor manera de diagnosticar glaucoma es haciendo un exámen oftalmológico completo cada año. Las personas mayores de 40 años con antecedente familiar de glaucoma y aquellas, que sin importar su raza tienen mas de 60 años deben someterse a exámenes de vista en forma regular

Con un diagnostico a tiempo y un tratamiento apropiado, la mayoría de los pacientes con glaucoma pueden conservar su vista y continuar disfrutando de la vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>